Pisos a subasta en Burgos: conoce sus características

31 Oct Pisos a subasta en Burgos: conoce sus características

Pisos a subasta en Burgos

La subasta de inmuebles no es una práctica muy común en nuestro país. Además de que en los últimos años con la llegada de la crisis los precios de los pisos a subasta no resultan tan atractivos como anteriormente, ya que pueden llegar incluso a superar el coste de una venta, el conocimiento ciudadano en esta materia es mínimo. Para acudir a una subasta es necesario conocer las reglas de estas y tener un asesoramiento legal especializado en el mundo inmobiliario para evitar timos.

Por eso, desde Atrio Inmobiliaria, queremos poner a tu disposición nuestra profesionalidad y explicarte cuáles son las claves de una subasta de pisos.

1

¿Qué son los pisos a subasta?

Un piso a subasta consiste en la venta pública de ese inmueble, una vez determinado un precio mínimo, y que se adjudica a la persona que ofrezca más cantidad de dinero a través de una puja. Generalmente, los pisos a subasta provienen de embargos a sus propietarios por impagos o por decisión de los mismos propietarios.

Pisos a subasta: existen tres tiposExisten tres tipos de subastas:

  • Administrativas. Se compran las propiedades al Estado. Se realizan a través de su sede electrónica de la Agencia Tributaria y la puja se realiza a sobre cerrado. Además a los postores se les exige un depósito de garantía que es devuelto cuando su oferta no es aceptada.
  • Judiciales. Se realizan en los juzgados a través de un juez, en trámite de ejecución de una sentencia. Ocurre cuando el inmueble ha sido embargado por los acreedores.
  • Notariales. Se realizan de manera extrajudicial ante notario.

Habitualmente, el precio de salida de un piso a subasta, se corresponde con el valor de tasación establecido. Al ser precios elevados, normalmente se irán celebrando subastas posteriores rebajando el precio mínimo de puja, hasta que no se pueda rebajar más y, si nadie lo ha adquirido, pasa a ser propiedad del banco.

Las claves para acudir a subastas de pisos

Si deseas adquirir pisos por subasta en Burgos y eres nuevo en este mundo, es importante que sigas estos consejos que hemos preparado. Conocer las claves de este tipo de venta es esencial para barajar posibilidades a la hora de comparte un piso.

1- ¿Dónde puedo encontrar pisos a subasta en Burgos?

Para encontrar pisos a subasta en Burgos lo ideal es buscar en los organismos públicos. En el BOE, aparecen las subastas judiciales publicadas en toda España, con sus características y su fecha de celebración.

Igualmente, en la Agencia Tributaria, se pueden realizar subastas online de las propiedades de la administración pública. Además, otros organismos que también realizan subastas públicas son la Seguridad Social, Adif, Correos o los Ministerios del Interior o de Hacienda. Para encontrarlas, basta con hacer una búsqueda por sus páginas web, implementando los parámetros en la provincia de Burgos.

2- A las subastas públicas puede acudir quien quiera

Cualquier persona puede acudir a los pisos a subastaQuien quiera pero que tenga capacidad solvente para comprar la casa. Y es que, antes de pujar por un piso en subasta pública, para poder participar es necesario depositar una fianza sobre el precio mínimo de venta. Esta cantidad dependerá del organismo que subaste el piso, oscilando entre el 5% y el 30% aproximadamente del valor. Una vez finalizada la subasta, si se devolverá la fianza a aquellos postores que no hayan resultado ser los compradores.

Además de eso, para presentarse a la subasta es obligatorio entregar el DNI para comprobar la identidad del postor, y el recibo que acredite el pago de la fianza de las garantías.

3- Comprobar la situación del inmueble a subastar

Antes de pujar por pisos a subasta en Burgos y de hacer los correspondientes pagos de la fianza, es importante que compruebes el estado del inmueble que prevés adquirir. Para ello, acude a revisar el expediente judicial o administrativo correspondiente, y revisar que no tenga cargas pendientes que afecten a la vivienda.

También, investiga que las notificaciones a los demandados estén correctamente para que, en el caso de compra, no haya malentendidos. Igualmente, es importante repasar el valor de tasación para comprobar que el precio de subasta no sea más elevado que el tasado.

4- La subasta se concede a la puja más alta

Una vez dentro de la subasta, la vivienda se concede a la persona que haya realizado la puja más alta. Pero tiene que haber superado el precio de licitación para que se haga efectiva.

En el caso de los pisos a subasta públicos, donde se realiza la puja a sobre cerrado, el jurado procederá a la apertura y lectura de las mismas, nombrado un vencedor. Si hay empate, la subasta se decide a favor de quien haya realizado la puja más alta en primer lugar.

El resultado de la subasta se lee en público

5- El pago se ha de formalizar completo

Una vez que se ha decidido un comprador, este debe proceder al pago completo de la vivienda. En un plazo estimado de dos meses, el comprador debe tener a su disposición la cantidad completa para adquirir la casa, ya sea en efectivo o a través de un préstamo.

Una vez en su propiedad, los trámites son los mismos que por la compra de una casa de manera habitual. Hay que inscribirlo en el Registro de la Propiedad, con el pago de las tasas oportunas.

Adquirir un piso por subasta en vez de por compra directa, supone tener en cuenta estas características antes de lanzarse a esta aventura. Es una práctica poco común en España para gente no experimentada y requiere ser previsor.

3

No hay comentarios

Escribe un comentario