Un local bien ubicado para un negocio sobre ruedas

10 Feb Un local bien ubicado para un negocio sobre ruedas

Tienda de joyas Luxenter en el centro de Burgos

Las 6 claves que debe tener un local para abrir tu negocio

Sabemos ya cuál va a ser nuestro modelo de negocio, hemos hecho nuestros cálculos y podemos empezar, pero ahora nos queda adoptar alguna serie de decisiones fundamentales para que este prospere.
Porque, ¿quién no ha visto alguna vez locales que parecen tocados por una mano negra empeñada en echar por tierra cualquier iniciativa que se instale entre sus cuatro paredes?

“La gente coloca sus negocios en locales que no son los indicados porque no corresponden con el público que buscan, no han analizado bien la categoría de productos o no han sopesado variables fundamentales”, señala Belén Sandoval, profesora de Marketing y Retail de EAE Business School.

Por eso te ofrecemos unas claves a tener en cuenta si estás buscando un local donde instalar tu negocio:

  • Ubicación: La localización del local es fundamental en el momento de darse a conocer, que sea una zona transitada y que la gente pase por delante. Cuanto más céntrico, mejor.
  • Cliente: quién es tu cliente y dónde está, asegúrate de que eliges un local al que acudirán en primer lugar los que crees que se convertirán en tus posibles compradores.
  • Accesibilidad: analiza las vías de acceso a la zona en la que quieres situar el local de tu negocio, si hay parkings cercanos y si el proveedor tiene un fácil acceso al local.
  • Isocronas: Establecen la cantidad de población que hay a una determinada distancia temporal. Es decir, ¿cuál es la isocrona a cinco minutos a pie? ¿A 10 minutos? ¿A menos de cinco minutos en coche? ¿A 10 minutos en autobús? En bici, en autobús, a pie, en coche, en metro… “Estas isocronas nos sirven para establecer qué tipo de público tenemos más cerca y cómo de accesibles vamos a ser para aquel colectivo que representa nuestro público objetivo”, insiste Carles Torrecilla, profesor de Marketing en Esade.
  • Competencia: debes analizar si te interesa que haya o no, algún competidor en tu área. Muchas veces la concentración de competencia es beneficiosa porque cuando el consumidor va a comprar ese tipo de artículos, suele ir a zonas donde sabe que encontrará varios establecimientos.
  •  Estética: en cualquier negocio es algo fundamental. Tanto si vamos a vender productos, como si vamos a ofrecer servicios. Cuanto más escaparate tengamos, mayor será nuestra visibilidad. Debemos cuidar el escaparate que es nuestra primera toma de contacto con nuestros potenciales clientes.

Un negocio en el centro Burgos

Ilusión, ganas, confianza, aventura, nuevos retos… son algunos de los ingredientes que conforman la receta de todo aquel que se decide a abrir un negocio en cualquier parte del planeta. Es el caso de Ana Jubeto. “Esta es la primera vez me  embarco en un proyecto de estas características, yo sola al frente de una franquicia en Burgos”, asegura.

Ha abierto un local en el centro de Burgos (C/Arco del Pilar nº 3; esquina con Laín Calvo), una franquicia de joyas y complementos, Luxenter. Se trata de una marca que pretende acercar la alta joyería a todo tipo de público, es una empresa sólida y de gran proyección internacional. Luxenter abrió su primera tienda en Madrid en el año 1976 y a día de hoy la empresa tiene mas de 800 puntos de venta en España y 400 en el extranjero, distribuidos por países como Guinea, Chile, Italia o Grecia. Se ha convertido en uno de los mayores grupos de distribución europeos de joyería.

Escaparate tienda Luxenter en BurgosAna Jubeto siempre ha intentado mantenerse en contacto con el mundo de la moda y los complementos, así que tenía claro que su primer negocio iba a girar en torno a algo de lo que entiende y por lo que siente verdadera pasión, puesto que un negocio que no te llene, te ilusione y no te suponga reto alguno, carece de sentido.

Ana  se puso manos a la obra y comenzó a investigar sobre las distintas franquicias que reuniesen los requisitos que más encajasen en su idea de negocio. “Encontré esta franquicia y me encantó, se ajustaba a mis gustos y me decidí al instante”, afirma.

Otro detalle fundamental para Ana es una ubicación céntrica para el local de su negocio. “Quería un local en el centro de la ciudad, lo tenía muy claro. En la calle de La Moneda, de La Paloma, en Laín Calvo… y acabé instalándome en una zona maravillosa, en la cual confluyen dos de las calles peatonales mas transitadas de Burgos”, destaca Ana.

Encuentra el local idóneo para tu negocio a través de una inmobiliaria

Pero el proceso por el que pasó Ana y por el que pasan todos aquellos que deciden abrir un negocio consta de muchos pasos y trámites, y depende de quién te ayude, de quién decida subirse al barco contigo, el camino puede allanarse.“En mi caso fue más fácil de lo que esperaba”, comenta Ana Jubeto.

Tanto la búsqueda de una vivienda como de un local muchas veces acaba convirtiéndose en una odisea y a veces nos conformamos con lo que nos ofrecen, simplemente para que la búsqueda no se vuelva interminable. Hay miles de opciones, pero nuestra amiga Ana Jubeto decidió ponerse en manos del equipo de ATRIO y realizó una jugada magistral.

“En cuanto decidí que Luxenter iba a convertirse en mi primera aventura empresarial en solitario, comencé a contactar con varias agencias en busca de un local donde poder convertir en tangible mi sueño”, resalta.  Y así, tras recorrer varias agencias, realizar incontables llamadas y hablar con un sinfín de personas contactó con el equipo de ATRIO.

Interior de la tienda Luxenter en BurgosAna no titubea al hablar del trato recibido, “fueron impecables desde el principio. El hecho de que en menos de un mes mi tienda abriese sus puertas al público burgalés, fue gracias a ellos. El mismo día que hablamos me llevaron a ver el local en el que hoy me encuentro.  Les expliqué algunas claves del local que buscaba para abrir Luxenter y ellos enseguida pensaron en este espacio, vinimos a verlo, y dije que sí encantada. Ellos agilizaron todo el proceso, me ayudaron con el papeleo y en 20 días las puertas de Luxenter estaban abiertas” relata Ana.

Para la franquiciada hay un factor muy importante que cree que es el que le dio el pequeño empujón para confiar en ATRIO y es la cercanía. “Desde el principio les vi como un grupo de amigos que pretendían aconsejarme y buscar para mí el mejor local de la ciudad, el que mas se adaptase a mis exigencias, y lo consiguieron. Yo no vi por ninguna parte el trato frío inmobiliaria-cliente del que a veces se habla, todo lo contrario, se volcaron en mi proyecto por completo”, asegura.

“Llevo a penas dos meses tras el mostrador de Luxenter, no puedo aventurarme mucho sobre la prosperidad del negocio pero de momento estoy muy contenta y confío en que esto siga así“, concluye Ana Jubeto.

1Comentario

Escribe un comentario