Si alquilo mi casa en verano, ¿tengo que pagar a Hacienda?

03 May Si alquilo mi casa en verano, ¿tengo que pagar a Hacienda?

Alquilar mi casa en verano

Desde hace años al acercarse la temporada de verano, en el periódico que solías comprar, comenzabas a ver como su parte final se llenaba con ofertas para alquilar viviendas en las vacaciones. Fantásticos pisos que se alquilan por semanas o quincenas. Ahora, los tiempos han cambiado, y a pesar de que estos anuncios siguen presentes, encontramos nuevas plataformas en Internet que aumentan la flexibilidad en el alquiler.

Con estas nuevas plataformas tienes la posibilidad de alquilar días sueltos o únicamente una habitación. El poder ver exactamente la localización, imágenes reales de la vivienda en cuestión y opiniones de otros usuarios son los factores que han aumentado este tipo de alquiler hasta el punto que los ayuntamientos han tomado cartas en el asunto.

Si estás pensando en alquilar tu piso en alguna de las aplicaciones como Airbnb o Wimdu “ y se te olvida declararlo” probablemente recibas una carta de Hacienda recordándote la obligación de pagar los impuestos correspondientes por el alquiler de tu casa, con su respectiva multa.

El Ayuntamiento de Palma de Mallorca sin ir más lejos impondrá sanciones de hasta 40.000 euros por alquiler de viviendas turísticas durante el verano en todos los barrios de la ciudad. Esta polémica medida es defendida por el Consistorio como medida contra la subida desproporcionada  de precios en los alquileres. En esta época, alquilar un piso es un 40% más caro, perjudicando así el acceso a la vivienda a los residentes.

Barcelona es otro Consistorio que ha declarado la lucha abierta a este tipo de plataformas con multas de hasta 30.000 euros y más de 256 viviendas cerradas a causa de no haberse declarado como viviendas de alquiler.

Atrio Inmobiliaria asesoramiento

¿Qué tengo que hacer si quiero alquilar mi piso  y no  tener problemas?

Hasta el momento, encontramos dos formas distintas de declarar los ingresos del alquiler vacacional. Por un lado formalizarlo como alojamiento turístico, que probablemente sea lo que más se ajusta a la legislación o también tienes la opción de declararlo como segunda vivienda y olvidarte de papeleos. Es la forma más habitual de realizarlo. Actualmente y tras la actualización de la Ley de Alquileres Vacacionales, es competencia de las comunidades autónomas. Entre unas comunidades autónomas y otras puede haber variaciones respecto al tema.

La opción más utilizada es declararlo como segunda vivienda. Y tú, ¿cuál elegirías?

Alquilar piso en vacaciones - Atrio InmobiliariaLa forma más común a la hora de declarar los ingresos de alquiler vacacional es la de estipular los ingresos como segunda vivienda. Con esto queremos hacer referencia a la casa que tienes en la montaña o en la costa y que alquilas sólo algunas semanas o meses del año, pero que el resto del tiempo sigue estando a tu disposición.

Para ello, lo que necesitamos es realizar una diferenciación entre el tiempo que la vivienda resulte alquilada y la que no, sobre todo a efectos de la declaración del IRPF.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que como no sé trata de un alquiler habitual, es decir, el alquiler no se produce de forma constante, no podrás deducirte el famoso 60% , que es habitual en estos casos. Podrás deducirte, eso sí, parcialmente todos los gastos relacionados con la puesta a disposición de alquiler de la vivienda: tasas de basuras, IBI, seguro del hogar, gastos en publicidad para alquilar tú casa, gastos de la comunidad, etc.

Decíamos parcialmente por la sencilla razón de que si alquilas tu piso exactamente durante tres meses, será ese el periodo que puedas deducirte de los impuestos. Es decir, si la tasa de basuras que te corresponde pagar de forma anual es de 120 €, y la alquilas durante 3 meses, te corresponderá una deducción de 30 €.

¿Y el tiempo que la vivienda no está alquilada?

Hacienda entiende que por el mero hecho de tener una segunda vivienda y tener la capacidad de alquilarla, ya tienes la opción de invertir y ganar dinero, a pesar de que decidas no hacerlo. Esto se conoce como imputación de renta.

De esta forma, durante el tiempo que la vivienda no se encuentre alquilada, deberás pagar un 1% del valor catastral, subiendo esto al 2% en el caso de que desde el año 1994 no se haya revisado este valor.

Con todas las medidas que se están proponiendo para evitar comportamientos fraudulentos en estas prácticas, y a riesgo de poder cometer algún error en todo el proceso, es conveniente contactar con profesionales en la materia. En Atrio Inmobiliaria tenemos amplia experiencia en el sector y queremos estar cerca de ti para asesorarte y evitarte cualquier tipo de problema.

Atrio Inmobiliaria asesoramiento

No hay comentarios

Escribe un comentario